sábado, 2 de agosto de 2014

TRES ESTUDIOS PARA UNA CRUCIFIXIÓN FRANCIS BACON

TRES ESTUDIOS PARA UNA CRUCIFIXIÓN 1962E
Tres estudios para una crucifición
óleo con arena sobre lienzo 198 x 145 ( cada panel )
R Guggenhein, Nueva York



Francis Bacon ( 1909-1992 ) nació en Dublín en el seno de un familia inglesa . Su familia se trasladó a Londres en 1914 . Bacon se fue a vivir a Berlín y más adelante se trasladó a París . Empezó a dibujar y a pintar a la acuarela . En 1928 regresó a Londres y trabajó como diseñador de interiores y de muebles . Bacon empezó a pintar óleos con un estilo influenciado por Pablo Picasso y por el surrealismo , pero destruyó muchas de sus obras. El artista causó sensación cuando expuso su tríptico al óleo y pastel Tres figuras al pie de una crucifixión, 1944. La importante exposición que se dedicó a su obra en 1951 incluía la primera de una serie de pinturas basadas en las pinturas de Diego de Velázquez ( 1599-1669 ) Retrato del papa Inocencio X ( h 1650 ). Expuso una serie de pinturas inspiradas en la obra de Vicent van Gogh ( 1853-1890 ) El pintor camino de Tarrascón . En 1962 la Tate Gallery organizó una exposición retrospectiva de su obra y reanudó la pintura de trípticos que sería su formato más característico. Murío de neumonía en Madrid.

Tres estudios para una crucifixión fue pintada en un plazo de dos semanas con el objetivo de que la exposición retrospectiva dedicada a Francis Bacon celebrada en la Tate Gallery de Londres en 1962 tuviera el climax apropiado . Su adquisición por parte de uno de los principles museos de arte moderno de Estados Unidos contribuyó a asentar la reputación internacional de Bacon como pintor figurativo . La franqueza con la que Bacon trata los temas de la violencia , la sexualidad y la mortalidad era excesiva para un pintor británico de esa época. El propio Bacon admitió que produjo esta pintura durante un período de borracheras y resacas . Lejos de considerar su consumo de alcohol como una desventaja a la hora de trabajar , el artista manifestaba que le proporcionaba una mayor libertad artística.

Aunque Bacon era un ateo declarado, esta no fue la primera obra en la que adoptó la forma tradicional del tríptico usada en los retablos ; su pintura Tres estudios de figuras al pie de una crucifixión ( 1944 ) era también un tríptico. Bacon también había producido con anterioridad - la primera en 1933- varias pinturas relacionadas con este tema. . La crucifixión de Cristo había sido durante mucho tiempo un tema central en el arte europeo y Bacon se dio cuenta de que podía ecplotar sus connotaciones de sacrificio ritual situando la escena en contextos seculares. Bacon veía la Crucifixión como un símbolo establecido de la brutalidad y la violencia del comportamiento humano , un símbolo acentuado por su representación de la víctima como un trozo de carne muerta .Puso énfasis en la mortalidad humana al desplazar la Crucifión de su posición central ; no existe rastro de esperanza cristiana en la resurrección, sino una sensación de ansiedad y temor.

Bacon odiaba las lecturas narrativas de sus obras, pero algunos críticos han sugerido que esta figura representa a su padre, un oficial del ejército expulsando a su hijo cuya homosexualidad acababa de ser descubierta. La peculiar postura y la distorsión de la figura añaden malevolencia. Bacon es famoso por el carácter visceral de sus pinturas . La caja torácica abierta de la figura destrozada y crucificada que desciende resbalando de la cruz parece una carcasa desmembrada. Bacon afirmó que las imágenes de los mataderos le sirvieron de inspiración. La presencia voyeurista de un observador se sugiere a través de esta inquietante figura . La obra de Bacon siempre enigmática ,
la imagen recuerda a los santos de las representaciones tradicionales de la Crucifixión. Incluso puede llegar a sugerir la muerte o un alma saliendo de un cuerpo inerte,


Mercedes Tamara
2-08-2014

 
 









No hay comentarios:

Publicar un comentario